Al rescate del Poder Judicial – Jorge Fernández Menéndez

Hizo muy bien el ministro Arturo Zaldívar en adelantar que no aceptaría prolongar su mandato como presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y el Consejo de la Judicatura Federal. Hace semanas, dijimos aquí que Zaldívar no sería partidario de esa extensión de mandato y el haber puesto, semanas atrás, el tema a consideración del pleno de la Corte lo confirmaba.

A partir de allí Zaldívar inició un proceso que busca evitar que se siga lastimando al Poder Judicial, un poder que, como sostuvo el lunes pasado, no sólo está bajo presión, sino al que también muchos actores de poder quieren minar en su independencia. Es lamentable que incluso después de que Zaldívar anunciara su decisión, el presidente López Obrador siguiera denigrando a ministros y jueces, acusándolos de corruptos, “salvo unas pocas excepciones”, lastimando a uno de los poderes de la nación y tratando de intervenir en sus atribuciones.