Impera nepotismo en PJ de Guerrero

En el Poder Judicial de Guerrero, todo queda en familia.

Y es que ser esposa, hijo o pariente de un magistrado se ha vuelto garantía para ingresar como juez o algún otro cargo, sin tener la carrera judicial.

Abogados litigantes y trabajadores por años en el Tribunal de Justicia aseguran que el nepotismo y la corrupción en esta instancia ha escalado desde hace 10 años.

El magistrado Julio Jáuregui, por ejemplo, colocó a su esposa Azucena Pineda Guillermo como juez de primera instancia en materia de justicia para adolescentes.

Reforma