Kenia Hernández, cuando la libertad de expresión y manifestación peligran-Patricia Ramírez

La activista Kenia Hernández –acusada por un supuesto ataque a las vías generales de comunicación– “no puede ser juzgada bajo una óptica de perspectiva de género porque solo aplica para las mujeres cuando son sumisas, vulnerables y no saben defenderse”, este fue uno de los argumentos que utilizó la Fiscalía federal durante la última audiencia de la defensora de derechos humanos, así lo informó su defensor –José Antonio Lara Duque, del Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero– durante una conferencia de prensa realizada este 2 de noviembre para informar de la situación legal de la activista