El Presidente, el ministro y la transparencia – Sergio López Ayllón

En octubre del año pasado, Eduardo Medina Mora presentó su renuncia a las Suprema Corte de Justicia de la Nación. En unos cuanto días el Presidente la aceptó y la envió al Senado, quien, sin mayor discusión, la aprobó. Fin de una historia llena de recovecos, pensamos muchos. Pero la semana pasada el asunto resucitó. Un inquieto ciudadano decidió ejercer su derecho de acceso a la información y solicitó a la Oficina de la Presidencia cualquier documento que mencionara las causas graves que, en términos del artículo 98 de la Constitución justificara la renuncia del ministro.