El riesgo de perder el paso en el sistema acusatorio

Pensemos en un maratón; una carrera de 42 kilómetros que exigen planeación y resistencia. El cansancio y escepticismo que invaden al maratonista no conllevan su abandono de las competencias. El 18 de junio de 2008 se publicó la reforma constitucional en materia penal. Es decir, mañana se cumplirán 11 años dede que emprendimos una carrera que se apreciaba desafiante: la transformación del sistema de justicia penal. Aspirábamos a una transformación que tuviera como centro la dignidad y respeto a las personas, todas por igual, víctimas y procesados, y que lograra reafirmarse como un mecanismo eficaz de solución de conflicto y reparación del daño. Hoy estamos lejos de alcanzar la meta.